Configurar seguimiento por correo

Prótesis de pene, Cuándo se recomiendan?


Las prótesis de pene son una opción de gran interés para los pacientes con disfunción erécil que han agotado razonablemente la posibilidad de tratamiento farmacológico, aun con el uso combinado de fármacos o aparatos, incluyendo inyecciones cavernosas y aparatos de vacio. Una vez descartadas otras opciones de tratamiento el urólogo tratante puede ofrecer esta alaternativa quirúrgica que reemplaza el cuerpo cavernoso por un aparato protésico siliconizado que puede ser o no inflable, permitiendo la penetración de forma efectiva. Existen dos modelos básicos de prótesis; Los maleables y los inflables.
Las primeras son el modelo más antiguo, desde el diseño original de Small-Carrión, el paciente puede modificar la posición de la prótesis, pero no su grosor; su única real ventaja es el costo. El segundo tipo que son las inflables, tienen un reservorio de liquido que puede hacerse circular por mecánica de fluídos, controlando el inflado de la prótesis desde una bomba manual que está situada en el escroto del paciente. Una modificación adicional posible es el recubrimiento de antibióticos que disminuye el riesgo de infección. De todas formas una intervención de alta tecnología para resolver el problema de la disfunción eréctil severá.