Configurar seguimiento por correo

Cómo diseñaría un sexólogo las camas de hotel?


Y créanme que independiente de lo provocativo del tema para hablar de sexo, me refiero específicamente en como mejorar las camas para un mejor dormir.  El ejército de ejecutivos, gerentes, empleados, catedráticos, técnicos, que debemos pasar nuestras noches fuera de casa es incesante, creciente y puede convertirse en una auténtica pesadilla.  El problema radica no solamente en el cambio de colchón, de almohada y por supuesto de ambiente; también influyen las comidas tardías, los bocadillos de media noche, la ingestión de licor, el cambio de dieta, la alteración del horario.  Mis consejos serían dos:  A los hoteleros elevar las cabeceras de las camas.  Esta es una medida sencilla pero necesaria, disminuye el reflujo gastroesofagico, disminuye los despertares nocturnos, influye positivamente en la apnea del sueño y en resumen es un factor que impacta en un sueño reparador. Esta es una medida de más fácil implementación e implica más comodidad que un costoso menú de almohadas.  Para los pacientes: Además de cuidarse de los excesos, comer tan temprano como sea posible, con aliños, pique y cítricos limitados y adicionar, sobretodo para viajes con cambio de huso horario, la melatonina a dosis de 3 mg diarios, una hora antes de dormir.  No hay nada que redunde más en una buena sexualidad, que un buen sueño.