Configurar seguimiento por correo

Ruptura de vena dorsal del pene

Presentamos dos tipos de posible ruptura de vena dorsal del pene, una entidad que aunque rara, suele preocupar en grado sumo a los pacientes.

1- RUPTURA TRAUMATICA DE LA VENA DORSAL

En este caso existe una historia de una relación sexual vigorosa, sin necesidad de una posición específica. El paciente habitualmente NO siente dolor o este es mínimo.  Adicionalmente no se siente el típico "crack" de la fractura de pene.  Pero posteriormente se observa un hematoma superficial, muy extendido en la piel que causa gran alarma.  Puede existir ruptura también por trauma directo.  El tratamiento es sencillo, simplemente con medios físicos y reposo sexual.









2) RUPTURA LOCALIZADA DE LA VENA DORSAL

En este caso existe el antecedente de la inyección de algún producto intracavernoso, habitualmente prosta-glandina o verapamilo, incluso anestesicos locales para procedimientos.  Inadver-tidamente se canaliza la vena superficial en forma proximal, se inyecta el liquido y esta se rompe en su extremo distal, causando una hemorragia profusa que suele controlarse fácil con una buena compresión más hielo local.