Configurar seguimiento por correo

Diagnóstico molecular del PVH en mujeres


La infección de Virus de Papiloma Humano (PVH) se transmite frecuentemente por contacto sexual y su prevalencia es sumamente elevada. El PVH está directamente implicado en el desarrollo de condilomas y lesiones intraepiteliales escamosas, siendo identificado como factor de riesgo presente en más del 90% de los casos diagnosticados con cáncer del cuello uterino. La implicación de VPH en el cáncer de cuello ha provocado el interés en el diagnóstico de este agente viral y por lo tanto el desarrollo de técnicas que permitan el diagnostico temprano del PVH en el tejido cervical así como también para el cribado de las pacientes con citología cérvico vaginal. En Colombia el ministerio de Salud acaba de aprobar en el POS las pruebas de diagnóstico molecular para el PVH, lo que es una excelente noticia para las mujeres.
VPH alto riesgo (para cáncer):
Genotipos 16, 18, 24, 56, 66 y 68 están relacionados principalmente con lesiones intraepiteliales escamosas de alto grado y cáncer cervical invasivo.
VPH riesgo intermedio:
Genotipos 30, 31, 33, 35, 39, 45, 51, 52, 58, 59 y 60 están asociados con lesiones intraepiteliales escamosas de alto grado, pero menos frecuente a cáncer cervical invasivo.
VPH riesgo bajo:
Genotipos 6, 11, 40, 42, 43, 44 y 57 se encuentran en los condilomas acuminados y lesiones intraepiteliales escamosas de bajo grado, no en el cáncer cervical invasivo.
El cáncer de cérvix, sigue siendo, a nivel mundial, la segunda neoplasia maligna en incidencia y mortalidad después del cáncer de mama, más de 471.000 nuevos casos se diagnostican cada año. Esto ha hecho que se intente incorporar la determinación de VPH para mejorar la detección de este cáncer y para ayudar a identificar que pacientes con lesiones preneoplásicas tienen mayor riesgo de degenerar en un cáncer de cérvix. Este método puede utilizarse para seleccionar las pacientes con alto riesgo de diseminación a distancia y esto permitiría la utilización de quimioterapia neoadyuvante. 
Tipo de muestra:
Cepillado cérvico vaginal en 2 ml de buffer fosfato salino. Los materiales de extracción y tubos deben estar estrictamente estériles. Las muestras deben conservarse a (- 20° C) por un tiempo no mayor de 24 horas.